Aumenta la inseguridad en los malls

sambil-caracasLa disminución de los funcionarios de seguridad en los Centros Comerciales de Caracas ha traído como consecuencia un repunte significativo en la comisión de hechos delictivos. Hurtos menores en comercios, robos a clientes en los pasillos menos transitados y estacionamientos, así como robos mayores en establecimientos, son cada vez más comunes. Extraoficialmente se conoció que los pequeños hurtos han repuntado, se trata de gente que ingresa a los comercios que aún tienen mercancía y en el descuido de los vendedores se llevan lo que pueden.

Los robos a joyerías también han aumentado. En febrero de 2014 la policía de Baruta frustró un robo a una joyería en Centro Comercial Concresa. En el Centro Comercial Sambil el pasado seis de febrero robaron otra joyería. Uno de los hechos más graves, se registró en diciembre del año pasado en el Unicentro El Marqués. Allí el vigilante y el vendedor de una tienda resultaron muertos, cuando intentaban frustrar un robo en una joyería de ese centro comercial.

En septiembre del año pasado dos sujetos mataron a un diseñador gráfico cuando se disponía a abrir su vehículo en el estacionamiento del Centro comercial Macaracuay en la referida urbanización. Los hombres intentaron robarlo.

El Centro Comercial Lido fue escenario de uno de los robos mejor planificados en el país, según la directiva de Polichacao. En agosto del año pasado, un grupo comando, integrado por al menos 12 sujetos, ingresó a dos joyerías el citado mall. Los sujetos estaban bien equipados, usaban armas de alta potencia, chalecos antibalas y equipos de transmisión. Sometieron a nueve personas que se encontraban en el lugar. Se activaron las alarmas y las comisiones de Polichacao que llegaron al sitio se enfrentaron a los delincuentes.

Según el encargado de seguridad del Centro Sambil, la cantidad de efectivos de seguridad en los Centros Comerciales de Caracas, ha experimentado una caída de 60 por ciento. El motivo de la caída obedece a la medida económica adoptada por el Gobierno Nacional, que impuso a los condominios una disminución del 25% de los pagos. Esa restricción, obligó a prescindir del 60% de los agentes de seguridad, además de personal de limpieza y técnicos de mantenimiento. Esto, sin duda, afecta el servicio de atención en materia de seguridad preventiva y reactiva cuando ocurre algún delito dentro de los centros comerciales.

Fuente: El Universal

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s